La nueva generación de Rasa

Alan Saul Sánchez González

Todo para el fabricante de ropa

Desde que conozco Grupo Rasa, me he quedado sorprendido por su constante evolución, atención y servicio. Es por eso por lo que decidí entrevistar a la segunda generación de empresarios de esta organización.

El día de la entrevista llegó y a decir verdad sentía una gran inquietud por conocer más a fondo a quienes llevan ya la responsabilidad de seguir adelante con este proyecto de proveeduría tan dinámico. Alan Saul Sánchez González y Ramón Alejandro Sánchez Estrada, están ahora al frente del negocio que iniciaron Arturo y Ramón hace poco más de 40 años.

Con gran amabilidad me recibió Alan, “Muchas gracias por la visita y ahora sí que estoy a tus órdenes para esta entrevista”.

¿En qué momento te integras a RASA?

Oficialmente inicié en agosto del 2015 incorporándome al área administrativa. Yo me gradué en Administración de Empresas del Tecnológico de Monterrey y me incorporo al área administrativa con el fin de reestructurar las bases ya que la empresa estaba creciendo, pero no de manera organizada.  Siempre me gustó mucho combinar la parte teórica y aplicarla con la realidad. Me apoyé mucho en la experiencia de los que ya estaban, principalmente de mi tío Ramón y de Arturo, mi papá. Con ellos empecé a crear una sinergia.

¿Qué opinión tienes, profesionalmente hablando, de tu tío Ramón y de tu papá?

Siempre han sido un buen ejemplo, viéndolos como patrones, han sido personas muy trabajadoras, muy responsables y tienen valores muy intrínsecos que nos enseñan a todos, normas, reglas de vida como es el comportamiento, me han enseñado a que todo en esta vida va y viene, todo se regresa y por ello hay que actuar bien. Les tengo mucha admiración, ellos empezaron desde muy abajo y nos enseñaron como hay que ir superándose en esta vida, son muy profesionales, bien hechos y siempre dejan de lado la parte familiar con lo que es la empresa, aquí venimos a trabajar, no hay parentescos y nos exigen lo mejor y a ofrecer siempre calidad.

¿Cuál ha sido hasta el momento tu mayor satisfacción?

La estructuración de la empresa, eso nos ha permitido crecer bastante, a partir de que yo me incorporé hemos abierto 4 tiendas que son Ciudad de México, Ciudad Neza, Almoloya del Rio y Chiconcuac Estado de México y la tienda en línea que se incorporó al sitio web. También una fábrica de hilaturas que abrimos hace 3 años. Mira, hemos seguido abriendo nuevos mercados y no nos hemos conformado con lo que ya estaba.

¿No tuviste en algún momento algún choque de opiniones con tu tío y tu papá? de alguna forma estás contrapuesto con otras generaciones

Si, una de ellas fue la forma de adaptarse al mercado, los milenials crecimos con la tecnología y los baby Boomers (ellos) crecieron sin ella. Ellos la tuvieron recientemente y entonces convencerlos de las nuevas formas no ha sido fácil, pero siento que están abiertos a escuchar las nuevas ideas y yo adaptarme a lo que ha sido siempre el mundo porque el mundo tiene bases que nunca cambian.

¿En qué porcentaje se puede decir que RASA está ya adaptado a la tecnología?

Considero que estamos a un 80% en cuanto a tener la instalación, los equipos, las plataformas, las herramientas y sobre todo el personal que es el que maneja la tecnología, el otro 20% es lo que nos falta para explotar las áreas de oportunidad y mejorarlo haciéndolo más dinámico, más vanguardista, más tangible para nuestros clientes, actualmente la base de nuestros clientes es una generación de gente mayor, ahí es donde nos falta ese 20%.

Platícame sobre la estructura de ustedes

Grupo Rasa es un conjunto de empresa y las 2 primeras relacionadas son Rasa como marca y se conforma de 10 sucursales, un centro de distribución y una fábrica de elásticos y terminado de hilos. Son: 3 en Guadalajara, Zapotlanejo, Moroleón, Uriangato, Ciudad de México, 3 en el estado de México que son Neza, Chiconcuac y la de Almoloya del Rio. Hace 3 años abrimos una fábrica de hilados y está ubicada hacia Tesistán, esa como que va empezando y ya se anexa como parte del grupo, también estamos iniciando con una tienda en León.

¿Cuál es la tienda que más vende?

Esta, la matriz, esta tienda fue la primera, este año cumple 40 años y ahora sí que no pasa de moda, la gente la sigue buscando.

¿Y en cuanto a la hilatura?

Nosotros compramos el hilo en crudo y le damos el acabado de teñido y lubricación para ya darle una presentación y venderlo según las necesidades.

¿Fabrican elásticos?

Si, se hacen tipo crochet en cualquier medida que lo necesite el cliente y se le da un terminado al igual que el hilo.

¿Te está funcionando el comercio electrónico?

Ahorita va muy bajo, pero lo importante es que ya lo implementamos, tenemos que mejorar el proceso de compra. Fíjate que no me compran a través de la línea, pero se comunican con nosotros y ya saben que producto quiere y a que tienda ir.

¿Importan exportan como participan en el mercado global?

De momento no exportamos. En cuanto a importaciones tenemos productos de Asia en general y parte de los cierres los importamos de Perú, de Cierres Rey. Nosotros sabemos que para confeccionar ropa se requiere de muchos elementos no nada más del hilo

¿Cómo visualizas la empresa en 10 años?

Con muchísima presencia en Internet con el auge de las tiendas en crecimiento, pero ya más enfocado en línea, a lo mejor concentrar todo en una nave industrial, pero yo lo veo más en lo on line, eso es lo que sigue.

Por su Parte Ramón Alejandro Sánchez se integró a Grupo Rasa en enero del 2013, cuenta con estudios en administración de empresas realizados en Canadá, Corea y China y en su preparación cuenta también con algunos diplomados cursados en Guadalajara.

 ¿Qué opinas de Grupo Rasa que lleva más de 40 años dando servicios a la industria?

Primero estamos agradecidos con el favor de la visita de nuestros clientes y de sus compras y en segundo término es para nosotros un privilegio y como alguien decía “las diferencias nos harán fuertes” y somos diferentes, nos hemos diversificado y siempre estamos a la vanguardia tanto en productos como en procesos de compra venta.

¿Qué viene para Rasa en los próximos años? ¿Cómo los visualizas?

Diversificarnos en lo que son otros productos y poner tiendas en el norte, bajío y la zona del pacifico, siempre pensando en la mejor calidad y atención al cliente y como especializarnos cada día más en el hilo, elástico, botón y cierre.

¿Qué opinión tienes de tus clientes?

Es para nosotros un privilegio atender a todo tipo de clientes, desde los que compran un cono hasta una docena de cierres, hay quienes nos han comprado contenedores y siempre a todos los clientes se le debe tratar bien, lo hacemos con gusto lo hacemos con mucho entusiasmo y siempre pensando en la mejor atención.

¿Cuándo y cómo conociste esta empresa?

Teniendo el privilegio de que mi padre es uno de los fundadores yo a esta empresa la conozco desde que tengo uso de razón, cuando era niño mi papá me traía y estuve en todas las áreas posibles ya de grande trabajo aquí con responsabilidades y obligaciones.

¿Hay algo que te apasiona en especial de todas tus actividades?

Conocer al cliente y sus necesidades, tener el gusto de conocerlo desde escucharlo en todo, sus quejas y sus felicitaciones, las quejas son importantes para saber en qué debemos de mejorar y las felicitaciones saber que estamos haciendo bien para hacerlo mejor.

Es así como concluye esta charla con estos jóvenes que se inician en el negocio de proveeduría para la industria de la confección.

Autor entrada: Rubén Díaz

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *