… Y DESPUÉS DEL COVID-19 ¿QUE?

Evidentemente, el mundo cambiará una vez finalizada este confinamiento que pretende ser una de las armas estratégicas en la batalla contra el Coronavirus Covid-19. La realidad por venir, de ninguna manera podrá ser semejante a como era nuestra vida habitual antes del 15 de marzo del 2020.

Parece increíble pero el mundo cambió en un instante, aunque aún no nos hemos dado cuenta, el despertar de este encierro será otro. Esto parece ser una película de ciencia ficción, que sigue transcurriendo y aún falta ver el final. Sin duda para muchos ha sido una pesadilla con graves repercusiones en la economía, indudablemente lo más difícil está por venir.

El resultado de la información y en general de los mensajes que recibe el consumidor día tras día como consecuencia de esta “Sana distancia” lo llevarán a una serie de cambios, que se verán reflejados precisamente en sus hábitos de consumo y se cree que esto lo llevará a utilizar mucho más el mundo virtual para realizar diversas actividades.

Los cambios serán muchos y aquí analizo los que considero que pueden ser los más importantes, en cuanto al trabajo, serán cada vez más los empleos que se realizarán de forma virtual, el “home office” no irá a la baja, sino por el contrario irá cada vez más en aumento. Por otro lado, ante la incertidumbre, crecerán los contratos temporales, eso evitará, en caso de repetirse una situación como la que vivimos, tener que liquidar al personal. Lo anterior, repercutirá en el transporte ya que mucha gente trabajará en su casa o bien, buscará vivir cerca de sus centros laborales, por consiguiente, habrá una baja significativa en los medios de transporte, así como también en lo que se refiere en la compra de automóviles.

Lo que concerniente a los hábitos en la alimentación venían ya cambiando, hoy la alimentación sana viene al alza. El ser humano tiene una constante búsqueda por entrar en armonía con su cuerpo y por eso, cada día, abundan más los centros de productos libres de gluten, vegetarianos y naturistas, entre otros y todo con la firme convicción de encontrar la salud y la armonía. De igual forma, el nuevo consumidor busca adquirir alimentos frescos que preserven las vitaminas, minerales, proteínas y todo aquello que dé más salud al cuerpo. Los expertos consideran que los restaurantes pueden venir a la baja ya que es un punto de concentración de numerosas personas y puede surgir una gran desconfianza en cuanto a higiene se refiere, el consumidor, preferirá comer en casa salvo aquellos que tengan la necesidad surgida por viajes o por asuntos de trabajo, pero el placer de disfrutar alimentos en un restaurante, vendrá a la baja.

La salud tendrá una gran importancia y la gran mayoría tomará medidas preventivas para evitar enfermedades, es por eso que se incrementará el ejercicio al aire libre, habrá más uso de vitaminas y tanto la salud física como la salud mental serán vitales en la nueva era que se avecina y algo muy importante, surgirá la tele medicina que es la prestación de servicios de medicina a distancia para la que se emplean las tecnologías de la información y de las comunicaciones.

En cuanto a los hábitos de compra, las ventas en línea continuarán cobrando fortaleza, de tal forma que cada vez serán más los consumidores que realizarán sus compras en línea que a través de los métodos tradicionales. Cambios radicales en la compra de ropa se avecinan, ya que, al pasar más tiempo el consumidor en su casa trabajando y descansando, se incrementará el uso de la ropa de descanso o más relajada y la moda formal vendrá a la baja ya que solo será para ocasiones especiales.

En cuanto a tecnología, se incrementarán de forma notable las tele conferencias y la educación en línea, así como el uso de las redes sociales y al incrementarse el uso de los servicios mencionados, el resultado será que crecerán de forma notable las conexiones de banda ancha.

Finalmente, en cuanto a las finanzas se refiere, el ahorro será muy importante, las suscripciones, los pagos sin contacto y el apoyo a las diferentes organizaciones que operan en beneficio de la sociedad serán los puntos fundamentales.

En resumen, la vida será otra, seguramente para bien ya que lo acontecido nos llevará a tener cada vez una mejor conciencia ecológica. Debemos habernos dado cuenta del grave daño que estábamos dándole a la tierra y será mejor cambiar para que la especie humana se distinga por preservar y cuidar a las otras especies.

 

Un comentario en «… Y DESPUÉS DEL COVID-19 ¿QUE?»

  • el 24 abril, 2020 a las 9:45 am
    Enlace permanente

    Es totalmente cierto. Muchas cosas van a cambiar y la tecnología tendrá un impacto muy notable. Sin embargo pienso que la naturaleza agradece enormemente que esto haya pasado ya que están volviendo a sentirse seguros en sus espacios y eso vale por mil.

    Respuesta

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *